Encontrar la oportunidad adecuada

La casualidad hace que una madre soltera descubra una carrera gratificante como trabajadora sanitaria comunitaria

Mientras se preparaba para obtener el t铆tulo de asistente m茅dico en el Johnson College de Scranton (Pensilvania), Nicole Sekelsky vio un anuncio de un curso de salud comunitaria y pens贸 que podr铆a ayudarle a adquirir algunas habilidades esenciales.

En cambio, las clases ofrecidas por el Pennsylvania Area 皇家华人 Education Center cambiaron su trayectoria profesional. Hoy, esta nativa de Tunkhannock (Pensilvania) es trabajadora sanitaria comunitaria en el Wright Center for Community 皇家华人, donde ayuda a personas como ella a encontrar recursos para mejorar su salud y su vida.

En noviembre de 2021, Sekelsky dej贸 un matrimonio de 25 a帽os. Trabajaba como encargada en el Dunkin' de North Scranton, pero pronto se dio cuenta de que su salario de 13,25 d贸lares la hora no era suficiente para proporcionar a sus cuatro hijos -que ahora tienen 23, 20, 18 y 7 a帽os- la estabilidad que necesitaban.

"Trabajaba para DoorDash y Uber Eats; donaba plasma, lo que hiciera falta para poner comida en la mesa y que no me desahuciaran", cuenta. "En un momento dado, tuve que vender mi anillo de boda. Fue brutal".

Nicole Sekelsky

Mientras la pandemia de COVID-19 segu铆a haciendo estragos, Sekelsky observ贸 c贸mo se demandaban carreras sanitarias. Empez贸 a pensar en volver a estudiar y entonces encontr贸 en Facebook un post sobre el nuevo programa Readiness In Skilled Employment (RISE), que ayuda a los residentes de los condados de Lackawanna y Luzerne que viven un 250% por debajo del nivel federal de pobreza a formarse en profesiones demandadas. El programa, financiado por el Fondo Ben茅fico William G. McGowan, es una asociaci贸n entre United Neighborhood Centers of Northeastern Pennsylvania, Johnson College y el Institute for Public Policy and Economic Development.

"Pens茅: si me certifico como asistente m茅dica, no me faltar谩n oportunidades", dice. "No voy a mentir. No fue f谩cil. Quieren que hagas el trabajo".

Cumpli贸 el programa de nueve meses, que exig铆a 40 horas de formaci贸n a la semana. Adem谩s de la formaci贸n acad茅mica, los participantes en el programa RISE adquieren aptitudes para la vida diaria que van desde la elaboraci贸n de presupuestos y curr铆culos hasta el mantenimiento del hogar y el veh铆culo.

Cuando vio por primera vez el folleto de las clases de salud comunitaria en el campus de Johnson College, supuso que se trataba de formaci贸n en primeros auxilios, reanimaci贸n cardiopulmonar y otras habilidades que podr铆a utilizar como asistente m茅dica. Sin embargo, cuando lleg贸 para el primer d铆a, se enter贸 de que los CHW se centran en conectar a las personas con los recursos locales que ayudan con necesidades tales como vivienda, alimentos, transporte a las citas con el m茅dico, asistencia de servicios p煤blicos y m谩s.

Las tareas eran muy similares a las que Sekelsky hab铆a estado haciendo por s铆 misma desde que abandon贸 su matrimonio.

"Sab铆a, por mi situaci贸n dom茅stica, lo que ofrec铆a el Centro de Recursos para Mujeres. Para encontrar m谩s recursos, llam茅 por tel茅fono, busqu茅 en Google y me inform茅", dice. "Cuando me enter茅 de la existencia de los trabajadores sociales comunitarios, me di cuenta de algo. Decid铆 que ten铆a que hacer lo que fuera necesario para tener 茅xito en esa carrera".

Despu茅s de completar su certificaci贸n de asistente m茅dico y sus clases de salud comunitaria, Sekelsky comenz贸 inmediatamente a poner en pr谩ctica lo que aprendi贸. Se uni贸 a The Wright Center for Community 皇家华人 en el oto帽o de 2022 despu茅s de trabajar brevemente para AmeriCorps. Actualmente trabaja en Mid Valley Practice en Jermyn, Pensilvania.

"Los trabajadores sanitarios de la comunidad defienden a nuestra comunidad y a nuestros pacientes, adem谩s de enriquecer sus vidas cerrando la brecha entre su salud f铆sica y las barreras socioecon贸micas", afirma Amanda Vommaro, CCHW, directora de servicios centrados en el paciente y supervisora de los trabajadores sanitarios de la comunidad en The Wright Center for Community 皇家华人. "Nicole se ha convertido en un miembro esencial del equipo. Trabaja con diligencia para garantizar que nuestros pacientes tengan acceso a alimentos, vivienda, ropa y otros factores que afectan a su salud."

Sin embargo, cuando lleg贸 por primera vez al Wright Center, Sekelsky dijo que pocos pacientes sab铆an qui茅n era o a qu茅 se dedicaba. Adopt贸 un enfoque proactivo, imprimiendo informaci贸n para ayudar a determinar c贸mo pod铆a ayudar a los pacientes y acerc谩ndose a ellos despu茅s de que los asistentes m茅dicos terminaran con las revisiones rutinarias al inicio de sus citas m茅dicas.

"Simplemente me lanc茅", dice hoy Seleksy. "Probablemente lo hice durante unas seis semanas antes de que la gente empezara a darse cuenta de d贸nde estaba y c贸mo pod铆a ayudar".

Vommaro afirma que cada vez hay m谩s conciencia de lo que hacen los TCS en los centros sanitarios y de c贸mo pueden ayudar a influir en la salud y el bienestar generales de los pacientes. "En los 煤ltimos tres a帽os, el departamento ha evolucionado hasta convertirse en una parte fundamental del equipo de atenci贸n cl铆nica, encargada de la monitorizaci贸n remota de los pacientes, las visitas a domicilio y los controles de bienestar, entre otras responsabilidades esenciales", explica.

Preguntada por su mayor 茅xito, Sekelsky recuerda sus encuentros con un hombre sin hogar que acud铆a repetidamente a la consulta de Mid Valley. Al principio, acud铆a repetidamente para pedir una taza de caf茅 y, tras unas cuantas visitas, pidi贸 una manta. Finalmente, pidi贸 ayuda para encontrar alojamiento.

"Probablemente estuvo aqu铆 dos o tres meses, al menos tres o cuatro d铆as a la semana", explica. "Le conseguimos un lugar donde vivir a trav茅s de la Autoridad de Vivienda de Scranton, y todos los asistentes m茅dicos arrimaron el hombro y le compraron ropa nueva, comestibles, todo lo que necesitaba".

Sonri贸 al hablar de c贸mo el hecho de tener una vivienda estable ayud贸 al hombre a mejorar su salud porque ahora pod铆a tomar sus medicamentos con regularidad.

"Empez贸 llev谩ndole a alguien una taza de caf茅", dice. "Ni en mis mejores sue帽os se me habr铆a ocurrido que acabar铆a como acab贸".

Sekelsky no ha terminado de aprender y crecer. Recientemente se inscribi贸 en el programa de grado asociado en l铆nea de Penn State World Campus en desarrollo humano y estudios familiares y fue aceptada en un programa altamente competitivo de Formaci贸n de Habilidades Profesionales para Trabajadores Sanitarios Comunitarios a trav茅s del Centro de Calidad de la Asociaci贸n Nacional de Centros Sanitarios Comunitarios. De entre m谩s de 500 solicitantes, Sekelsky fue una de las 30 aceptadas en el programa, lo que le permiti贸 aprender sobre el trabajo de los CHW a nivel nacional.

"Quiero seguir adelante", dice. "驴Cu谩nta gente puede decir sinceramente que ama su trabajo? Yo s铆".